El dardo envenenado de David Ellefson a Dave Mustaine (Megadeth): «Les salvé el culo»

5 minutos de lectura

El artista ha vuelto a repasar el incidente de su despido de Megadeth y las consecuencias que ello conllevó

  • David Ellefson, el que fuera bajista de Megadeth, ha vuelto a comentar, en una reciente entrevista con ‘Sense Music Media‘, todo el escándalo que rodeó a su salida de la banda hace ya más de dos años. Recordamos que, además de diversas tiranteces, el motivo principal que propició su despido fue la publicación en Twitter de mensajes y vídeos explícitos en los que aparecía. En este sentido, en la entrevista no han perdido la oportunidad de preguntarle a Ellefson sobre qué miembro le mostró su apoyo en esos meses difíciles que pasó tras su marcha del grupo. (Vía Blabbermouth)

«Bueno, en primer lugar, casi todo el mundo. Porque fue una situación de mierda. Twiggy de Marilyn Manson… Un montón de gente con la que había sido amigo. Nergal de Behemoth se ha convertido en un amigo. Y sé, que habló públicamente defendiéndome, me apoyó mucho, y ni siquiera le conocía. Era fan de su banda. Le conocí hace poco aquí, cuando estuvimos en Polonia con mi nuevo grupo, Dieth, y ahora puedo afirmar que es mi amigo. Es un hombre de verdad, un tipo que da la cara, que no tiene miedo de hablar y de enfrentarse. Y eso dice mucho del carácter de alguien«.

«Leí algo asombroso, era que Jason Flom, de Lava Records, firmó un montón de grandes contratos como el de Trans-Siberian Orchestra. Es una gran persona. El otro día dijo que ‘prefería ser excluido por quién incluí que ser incluido por quién excluí’. Y pensé: ‘Hombre, eso lo dice todo‘», continuó David.

«Lo que descubrí es que la gente que se distanció de mí es la que era culpable de mierdas mucho peores que cualquier cosa que yo hubiera hecho. Y ahí es donde algunos amigos vinieron a mi lado y me dijeron: ‘Tío, a mí me pasó algo parecido. Y cuando mi banda o mi jefe o mi gente se distanciaron de mí, es, cuando el espejo apareció’. Por eso me dispuse inmediatamente a ajustar cuentas, a decir: ‘Que te jodan. ¿Cómo te atreves a hacerme esto a mí, o a cualquiera?'», declaró el excomponente de Megadeth.

«Por supuesto, todo el mundo está intentando proteger su reputación y su imagen pública y todo eso… Quiero decir que lo entiendo, comprendo que es un momento incómodo, es un poco vergonzoso. Pero ellos tienen que decir: ‘¿Qué es esto?’. Es, como, hombre, creo que a veces en situaciones en las que hemos estado más tiempo, descubrimos que realmente no estamos tan cerca después de llegar a todo. Yo sólo soy famoso porque soy músico. Y siempre comento: ‘Sé famoso por lo que haces. No hagas cosas para ser famoso‘. No soy un influencer de las redes sociales. Toco canciones que, afortunadamente, gustan a mucha gente. Por eso me he hecho famoso y, sinceramente, prefiero que me conozcan por eso. Así que eso es lo que he seguido haciendo«, explicó.

«LES SALVÉ EL CULO»

«Sabía que cuando volví a Megadeth en 2010, les salvé el puto culo, porque no había nadie más que fuera a tocar ‘Rust In Peace’, y era una configuración perfecta para eso. Y, ya sabes, mira, después de 11, casi 12 años allí, si ese viaje ha terminado, bueno, sigue adelante. Y no me senté a lamerme las heridas y llorar. No estoy haciendo una carrera ahora de tirar piedras a ellos. Es, como, ¿por qué? Sólo sigue adelante, hombre. Así que tuve un montón de apoyos realmente maravillosos – como he dicho, casi todo el mundo. Y mira, creo que la otra realidad es que mucha gente pensaba: ‘Oh, mierda. Eso podría pasarle a cualquiera de nosotros’, algo parecido, el tipo de vergüenza de los famosos y todo ese tipo de mierda. Mira, vives, aprendes y sigues adelante’.

SU SALIDA DE LA BANDA

Antes de que el artista de 58 años fuera despedido de la banda de Dave Mustaine, compartió una publicación en Instagram negando todos los rumores que se decían en redes sociales sobre él y presentó una denuncia en la policía de Scottsdale, Arizona, alegando la distribución ilegal de contenido subido de tono.

Mustaine anunció, el 24 de mayo de hace dos años, la salida del bajista de la banda, con un escrito que decía lo siguiente: «No tomamos esta decisión a la ligera. Aunque no conocemos todos los detalles de lo ocurrido, con una relación ya tensa, lo que se ha revelado hasta ahora es imposible trabajar juntos en el futuro«.

Dos días después de este comunicado del guitarrista del grupo, el natural de Minnesota afirmó que iba a presentar una demanda por difamación contra la persona que publicó ilegalmente un vídeo privado de Ellefson acompañado de acusaciones falsas sobre su persona.

En el podcast, ‘Scars and Guitars’ el bajista de Megadeth confesó el mes pasado: «Cuando se produjo mi salida del grupo mucha gente me decía: ‘Dios mío. Es terrible. Es terrible’. Y yo decía: ‘Sí, créeme, no lo es. De verdad que no’. Estaba preparado para ello. No pensé que fuera a ocurrir así; no lo vi venir. Pero el hecho de que ocurriera no me entristeció. Estaba bien con ello. Porque sabía que había otro viaje por delante, y ese viaje no iba a empezar hasta que saliera del anterior. Cuando estás en una banda, tienes que formar una comunidad y continuar con la narrativa establecida«.

«Hubo muchas cosas de la banda con la que nunca estuve de acuerdo«, admitió Ellefson. «Gran parte del grupo se inició por rencor y por el despido Dave Mustaine de Metallica. Esa nunca fue mi historia. Siempre fui fan de la banda de San Francisco y me hice amigo de esos tipos. No tengo más que gratitud hacia ese grupo y esos señores por lo que han hecho por todos nosotros, y creo que se merecen el mayor de mis respetos. Así que, fue difícil estar en una banda que siempre tenía esta inquina alrededor de toda esa narrativa, porque nunca fue mi narrativa».

«Y tal vez los acontecimientos que ocurrieron hace un par de años, me ayudaron para contar mi propia historia porque cuando dejas una banda, todo el mundo está cabreado contigo; te odian y oyes cosas como: ‘Abandonaste mi banda favorita‘. Pero cuando te echan… y no estoy tratando de dar pena, no tienes que sentir lástima por mí; no tienes que hacer nada de eso. Pero es interesante que, según la forma en la que sucedió me vino bien para hacer preguntarme: ‘¿Qué va a pasar después? Solo trato de ser fiel a mi corazón, a seguir mi camino«.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *