Por qué Billie Joe Armstrong (Green Day) pasó a odiar los solos de guitarra: “Era como las Olimpiadas”.

El frontman de Green Day pasó de fan de Eddie Van Halen a no querer ni acercarse a puntear la guitarra

En una nueva entrevista con Guitar World (vía Ultimate Guitar), el frontman de Green Day, Billie Joe Armstrong, ha explicado cómo pasó de amar los solos de guitarra de gente como Eddie Van Halen a odiar, por completo, los punteos.

«Cuando era niño, me encantaban Eddie Van Halen, Angus Young y Randy Rhoads. Y entonces pasó algo así como que tenías que estar en las Olimpiadas de la guitarra. Si querías tocar, tenías que ser tan bueno como esos tipos y poder tocar tan rápido como Yngwie Malmsteen».

«Y yo pensaba: ‘Tío, entonces voy a acabar sentado en mi habitación el resto de mi vida. Nunca voy a estar en una banda, ¡nunca!’. Fue entonces cuando mis gustos empezaron a cambiar y empecé a interesarme más por la música punk y alternativa, donde se trataba más de tocar el ritmo».

«Y también sobre grandes sonidos de guitarra y grandes solos, pero no como el heavy metal, que empezó a convertirse en una especie de parodia. Así que lo que pasó fue que me metí más en ser un guitarrista anti-solo, especialmente para ‘Dookie'».

La edad y la práctica

Eso sí, según ha ido creciendo, Billie Joe, aunque sigue pensando parecido, ya se siente más cómodo haciendo sus propios solos de guitarra, si cree que la situación invita a ello: «Intento destacar un poco más en lo que soy capaz de hacer, y no tengo miedo de hacer ruido».

«He llegado a un punto en el que conozco mis limitaciones, pero al mismo tiempo me estoy esforzando por ser mejor guitarrista», se sincera.

En el contexto de ‘Saviors‘, el nuevo disco de Green Day, la decisión de abrir las compuertas del punteo fue algo espontáneo:

«Me puse el sombrero de ‘dios del rock’ y empecé a hacer muchos solos. De hecho, creo que hice más solos en este disco que en cualquiera de los que hemos hecho».

«Y no en plan shredder, sino más bien en plan, ya sabes, me encanta James Honeyman-Scott [guitarrista de los Pretenders] y Mick Ronson [guitarrista de David Bowie e Ian Hunter] y gente así, que tocan esos solos realmente melódicos que encajan con la melodía y con lo que pide la canción».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *